XIII Convención Estatal de Periodistas del Estado de Guerrero

Publicado el Por Notimundo
XIII Convención Estatal de Periodistas del Estado de Guerrero
XIII Convención Estatal de Periodistas del Estado de Guerrero

*El mejoramiento social de los periodistas

Por: Julio Ayala Carlos

Por: Julio Ayala Carlos

    Julio Ayala Carlos

Compañeros periodistas. Amigos todos.

Llegar a esta XIII Convención Estatal del Fondo de Apoyo a los Periodistas del Estado de Guerrero, y encontrarnos, y en muchos casos reencontrarnos con amigos y compañeros de oficio o profesión, ciertamente ya es un logro, dado la situación de inseguridad y violencia que existe en nuestro suelo suriano, y que afecta, como a todos los grupos sociales, al gremio periodístico.

Y es un logro porque ya nadie está seguro en Guerrero. Las causas, todos las conocemos: gobiernos que dejaron crecer el problema de la inseguridad que hoy por hoy se traduce en violencia. En muertos, secuestros y levantones, incluso en agravio de niños inocentes que difícilmente pueden ser sicarios, como a todos los asesinados los califica el fiscal del estado.

Y sin embargo, pese a que la violencia también se ha ensañado con el gremio periodístico, resulta sumamente difícil y complicado que los reporteros, y los periodistas en general, estemos unidos. Ni siquiera en estos tiempos difíciles podemos marchar como un solo hombre, en una sola fila, para exigir nuestros derechos y defendernos.

Somos, hay que reconocerlos, candil de la calle. Ciertamente nos ha faltado humildad para reconocer nuestras diferencias, en favor del periodismo. Nos ha faltado responsabilidad para defendernos como grupo. La desunión, la división entre nosotros, es lo que nos hace vulnerables ante quienes se sienten agraviados con la verdad que a diario transmitimos.

En consecuencia, no es ocioso llamar, tantas veces sea necesario, a la unidad por sobre nuestras diferencias. Al final de cuentas, el objetivo es el mismo: informar con veracidad y objetividad lo que ocurre en Guerrero.

Esta XIII Convención Estatal de Periodistas, auspiciada por el Fondo de Apoyo a los Periodistas, creo que debe pronunciarse, en primer término, por exigir a las autoridades de los tres niveles de gobierno, garantías para el ejercicio periodístico, y en segundo, demandar al Congreso del estado para que apruebe la iniciativa de ley que se encuentra en ese Poder, con el fin de armonizar la ley estatal con la norma federal en materia de protección a los periodistas.

Pero también, creo que esta Convención, en la que participan comunicadores de todo el estado, debe llevarse tareas y compromisos muy precisos. Quienes la encabezan, deben comprometerse a cabildear para adecuar la Ley 463 para el Bienestar Integral de los Periodistas del estado, publicada el 3 de mayo de 2002, a las exigencias actuales.

Han pasado 15 años desde aquel entonces y es obvio que las circunstancias han cambiado.

Un ejemplo. No es posible que se expidan seguros de vida que en nada ayuda a los periodistas muertos. Todos conocemos la situación de muchos de nuestros compañeros que han dejado de existir en condiciones inhumanas, mientras el seguro de vida, más bien de muerte, está a la espera de entregarse a sus deudos.

Si algo debe hacerse por los periodistas, es ahora en vida, y no como actualmente ocurre. Hay que decirlo. Muchos de nuestros compañeros periodistas viven en condiciones precarias, sin ninguna ayuda, cuando hay un Fondo que tiene contratado un seguro para cuando deje de existir. Creo que no es coherente, de ahí que debe reformarse y actualizarse la ley correspondiente.

Y en esta reforma a la ley, ciertamente, debe incluir los recursos del gobierno del estado destinados a la publicidad oficial; debe incluirse un apartado para que se haga obligatorio que las empresas periodísticas aporten un porcentaje de lo que perciben para fortalecer los recursos del Fondo de Apoyo a los Periodistas. Por supuesto que es posible!

Concluyo: Dice el académico y defensor de audiencias, Gerardo Albarrán de Alba: “Una obligación ética que tenemos los periodistas es cerrar filas, tanto para defender la vida de nuestros colegas, como para señalar, nosotros, primero que nadie, a los que se alejan de ser profesionales”.
Gracias.

* Ponencia presentada en la XIII Convención Estatal de Periodistas, realizada en la ciudad de Iguala de la Independencia.